Toche tiene bajo su tronco largo y felpudo, una cabeza gigante como un muñeco de lana, en vez de orejas tiene un dedito de cada lado, unos dientes disparejos y un ojo malcriado, una ceja crespa y un aliento  bastante pesado, le gusta esconderse entre la ropa, adora los abrigos largos y pesados, y cuando nadie lo ve, se come las bufandas aunque en ocasiones termina atorado. Toche es amigable, aunque muchos le temen, ¡tal vez sea por sus ronquidos cuando la siesta duerme!.

Descubierto por: Danna Castro (5 años)

Nivel: mostrólogo junior
Ubicación: Cali, Colombia

FICHA DE MOSTRO
Tipo: Apestosos

ferocidad:
asustancia:
apestosidad:
visibilidad:
tamaño:
amistosidad:

Más mostros apestosos

CO-MELON

CO-MELON

Creemos que un mostro no puede ser tan feroz y espantoso como para hacernos temblar, pero CO-MELON El gigante es otro caso, ya que es terriblemente mal humorado y no soporta los demás y no permite que se metan con él tan fácilmente. Pero que hace tan especial a CO-MELON? Fácil, es el hecho de que

Temerificus orriblicus

Temerificus orriblicus

Aunque su nombre da un poco de miedo, este apestoso mostro no es más que un juguetón amigo. Vive en los cajones de los zapatos mordiéndolos y enredando sus cordones. Cuando no encuentres alguno de tus zapatos Temerificus Orriblicus estará jugando con él en algún rincón de tu casa. Descubierto por: SARA (8 años) Nivel:

Mochofondro

Mochofondro

Este mostro apestoso, es como una calabaza maloliente. Vive en los vertederos y contenedores de basura. Es bastante desagradable, porque le divierte romper las bolsas y desparramar toda la porquería. Cuando se instala un Mochofondro en tu vencidario, son muy malas noticias. Descubierto por: Sebastián (10 años) Nivel: mostrólogo junior Ubicación: Bogotá, Colombia FICHA DE MOSTRO Tipo:

Posted
Pedruzco Peludon

Pedruzco Peludon

Pedruzco Peludon es un mostro saludon, este gigante quejoso, vive entre el queso más añejo, pues él piensa que eso lo aleja de volverse viejo. Con su corona de princesa le gusta mucho comer cerezas y postres de frambuesas, no es tan feroz ni asusta tanto, pero si lo ves de sorpresa pareceras su presa,